PELICULAS
Lightstorm Entertainment de James Cameron rodará las secuelas de 'Avatar' con la cámara Venice de Sony
06/06/2018
Anuncio de cameron en Cine Gear Expo

Para la fotografía principal en esta producción abordada íntegramente por Sony Imaging se ha elegido el nuevo sistema de cámara cinematográfica CineAlta. Lightstorm Entertainment de James Cameron utilizará el nuevo sistema de cámaras cinematográficas Venice de Sony para la fotografía principal de las próximas secuelas de Avatar.

Como ya os avanzamos este fin de semana en nuestra cuenta de Instagram, James Cameron anunció en Cine Gear Expo que las secuelas de Avatar se rodarán con cámaras Venice.

Avatar, la primera película, estrenada en 2009 y también rodada con cámaras profesionales de Sony, fue un éxito de taquilla, gracias a su historia y sus espectaculares y envolventes efectos visuales 3D. Estas nuevas entradas en la franquicia mejorarán significativamente el aspecto visual con efectos especiales perfeccionados, requisitos de producción más elaborados y secuencias de acción llenas de dificultades.

Según Lightstorm, el sistema de cámaras Venice de Sony resultó ser la elección adecuada para poder continuar con la historia de Avatar y ofrecer al público una experiencia totalmente nueva.

«La cámara Venice ofrece la imagen más asombrosa que haya visto nunca», comentó el director James Cameron. «Los negros son ricos, profundos y aterciopelados, y los blancos y las fuentes de luz son espectacularmente brillantes. Por primera vez, podemos apreciar verdaderamente lo que significa el término alto rango dinámico».

Aunque se espera que el rodaje principal de las secuelas de Avatar comience el primer trimestre de 2019, ya se están llevando a cabo las capturas de movimiento.  En el proceso intervienen una amplia variedad de tecnologías de imagen adicionales de Sony, como las cámaras sin espejo con objetivos intercambiables Alpha, o los camcorders PXW-Z450 y PXW-320 y la cámara RX0 compacta.  En la producción también se están empleando las cámaras Alpha y F55 de Sony para filmar el proceso de producción y obtener instantáneas.

Sony ha colaborado estrechamente con Lightstorm para adaptar la Venice a sus necesidades específicas, con reuniones regulares entre James Cameron, sus equipos de producción y el grupo de ingeniería de Sony.

«Nuestro objetivo en esta continuada colaboración de desarrollo conjunto es hacer posible que Lightstorm materialice su visión y ofrezca su toque exclusivo a la hora de contar historias», explicó Neal Manowitz, vicepresidente de imagen digital en Sony Electronics.  «Para Avatar, la Venice entrará en acción en todos los entornos exigentes. El sensor de cuadro completo de la cámara les da una flexibilidad y una libertad totales para elegir relaciones de aspecto, efectos bokeh u objetivos que se adapten a sus requisitos de rodaje».

La colaboración entre Sony y Lightstorm comenzó en 1999, cuando trabajaron en el desarrollo de un sistema de extensión exclusivo que permitía separar el cuerpo de la cámara de la unidad del sensor de imagen en sí.  Con Venice hemos adoptado un enfoque similar, ya que hemos conectado por cable cada sensor al cuerpo de su cámara a distancias de más de 6 metros sin degradar la calidad de imagen. Para las próximas secuelas de Avatar, se emparejarán varias cámaras Venice en varias plataformas 3D estereoscópicas. Con el nuevo sistema de cables de Sony, la única parte de la VENICE que se monta en la plataforma son las unidades ópticas de los sensores de imagen, lo que reduce significativamente el peso de la cámara, a poco más de 1 kg por unidad de sensor. Al reducir el peso y mejorar la ergonomía, Cameron y el equipo de Lightstorm tendrán la capacidad de rodar con mayor flexibilidad y libertad.

«Este nuevo sistema de extensión es un perfecto ejemplo de lo que conseguimos al escuchar con atención a nuestros clientes: recogemos opiniones que se dan de forma constante y decidida e incorporamos las conclusiones al desarrollo de nuestros productos», añadió Peter Crithary, responsable de marketing de cámaras cinematográficas de Sony. «Las secuelas de Avatar estarán entre las primeras películas en utilizar la nueva extensión Venice, aunque esta tiene un potencial tremendo para otros usos con Steadycam manuales, drones y cardanes, así como en montajes remotos en espacios cerrados».